Antes de conocer las diferencias entre los tipos de bombillas para cultivo de marihuana debemos conocer que es el espectro electromagnético de la luz. Es el rango de colores según la longitud de onda. Por ejemplo, una lámpara que emite luz roja tiene un espectro alto, entre 600 y 800nm. Todas las bombillas se clasifican según este valor.

Como muchas lámparas de cultivo llevan una mezcla de tonos en su espectro para conseguir adaptarse a cada fase de la planta no pueden representarse con un valor global. Por eso en ocasiones veremos el espectro representado por temperatura de color en Kelvins “K”. Esto no es más que un valor que resulta de la mezcla de los espectros.

Bombillas de sodio

Las bombillas más utilizadas hasta la fecha para cultivar marihuana. En su interior llevan un gas “sodio” a alta presión que al recibir un impulso eléctrico se prende y destella con un color anaranjado entre 1800K y 6000K según la mezcla del gas que le hayan puesto. También se denominan como lámparas HPS del inglés High Pressure Sodium. Necesitan un balastro para funcionar. Existen de espectro mixto o floración.

Bombillas de Halogenuro

Idénticas a las de Sodio pero con un gas diferente en su interior. El espectro de estas lámparas es más azulado por lo que la mayoría empiezan en un espectro de 5000K. Por eso estas lámparas se han usado en la fase de crecimiento o etapa vegetativa de las plantas.  Se denominan lámparas HM (Halogenuros Metálicos) por el gas que llevan.

Bombillas CMH o LEC

Última tecnología en iluminación para cultivar marihuana. Llegaron al mercado a finales del 2016 y están desbancando a las bombillas de Sodio o de Halogenuro y a las de Bajo consumo y plasma. Un gas cerámico como el de las bombillas HM se aloja en su interior con la particularidad que es más denso y eficiente. Estas lámparas por ahora solo se pueden fabricar en espectro entre 3000K y 10000K por lo que aún no existen bombillas LEC de solo floración.

Bombillas de bajo consumo

Ya en desuso por la baja eficiencia fotosintética. En su interior hay un gas fluorescente o mezcla de estos y se puede conseguir del espectro que se desee. Otra particularidad es que no necesitan un balastro para funcionar.

Bombillas de LED

Este tipo de iluminación para cultivos es la más eficiente. Produce más cosecha gastando menos vatios de electricidad pero sigue siendo la menos barata. Los chip LED son muy pequeños y una bombilla o panel led está compuesto por muchos. Esto permite hacer una combinación de colores súper ajustada al espectro que necesitamos en cada fase de cultivo. En su interior hay un material dieléctrico que luce al pasar electricidad por su interior, no contiene ningún tipo de gas por lo que son muy duraderos.

Lámparas de plasma o LEP

A principio de la década del 2010 prometían ser una revolución en la iluminación el sector grow shop. Sus virtudes han resultado no ser tantas y ahora mismo casi ha desaparecido de las tiendas. Funcionan por inducción magnética, es decir el gas de su interior no recibe electricidad directa. Un bobinado crear un campo electromagnético que exita el gas y lo hace brillar. También necesitan de un balastro especial para funcionar, son aparatosas y su duración es baja.

 

Diferencias entre bombilla crecimiento y bombilla floración.  

La principal diferencia sin contar el tipo de bombilla es el espectro. El espectro lumínico no es más que el color que generan al lucir. Las lámparas de crecimiento proporcionan una luz más azulada parecida al color del sol en la primavera. Las bombilla de floración tienen un espectro lumínico anaranjado, parecido a la luz de las tardes de verano-otoño, momento en el que las plantas de marihuana florecen.

Hasta hace poco se han utilizado bombillas con diferentes gases en su interior para conseguir los espectros deseados. El Halogenuro metálico “HM” para fabricar bombillas para la fase de crecimiento y de Sodio “HPS” para las lámparas de floración. Ahora con la aparición de las bombillas LEC el gas es el mismo para ambas fases y solo han conseguido fabricar lámparas de espectro mixto con algo más de fuerza para la flora o algo más de fuerza para la floración.  Las lámparas de bajo consumo “fluorescentes” también utilizan una mezcla de gases diferentes para conseguir una temperatura de color u otra.

En el siguiente grafico podemos ver una aproximación de los espectros de crecimiento y floración y la suma de ellos en bombillas mixtas.

El tipo de bombilla más versátil para jugar con los espectros es el LED que nos permite montar muchos espectros en un solo panel y cambiar su configuración según vayamos avanzando en las fases de cultivo. Un claro ejemplo de esta versatilidad es el panel LED Solux Titan.

Comparar un tipo de iluminación con otro es difícil puesto que no se miden en las mismas unidades. Por ejemplo la luz ultravioleta de algunos LED o el rojo profundo e IR del LEC no cuentan como lúmenes pero están ahí. Vamos a centrarnos en comparar las lámparas de alta presión tanto de crecimiento como floración y mixtas. El resto lo podéis encontrar en otros post de nuestro Grow Blog.

 

Bombilla crecimiento.

Las bombillas de crecimiento de Halogenuro metálico están empezando a ser retiradas del mercado por la normativa de eficiencia Europea. Aunque seguiremos utilizando este tipo de lámparas hasta 2020 lo mejor es ir cambiando a las Bombillas CMH. Para esta lista vamos a centrarnos solo en bombillas de crecimiento HM y si queréis más información de las de LEC “CMH” podéis encontrarlas aquí, ver bombillas LEC.

Bombilla HM Sunmaster 600w

La mejor lámpara de crecimiento según los cultivadores de marihuana expertos. Produce la friolera de 50000lm. Una barbaridad para ser de Halogenuros metálicos. Su durabilidad es muy alta y lleva un ajuste de color llamado Photonic que mejora su rendimiento sobre plantas de cannabis.

Bombilla HM Solux 600w de crecimiento

Un resultado asombroso para el bajo precio que tienen. Estas bombillas de crecimiento de halogenuro metálico está diseñada para un desarrollo óptimo de cualquier planta en fase de crecimiento. Produce 30000lm si está controlada por un balastro electrónico.

Bombilla Philips y Sylvania de crecimiento

Ya han dejado de producirlas y están desapareciendo de la gran mayoría de tiendas. Cuando se terminen las existencias de los almacenes no volveremos a verlas. Las principales marcas de iluminación están centradas en producir bombillas LEC “CMH”.

Bombilla floración.  

Es la que tiene un espectro específico para la fase de floración y engorde del fruto o cogollo. También hay una normativa que pretende retirarlas a favor de las nuevas lámparas más eficientes como el LEC o el LED. La diferencia entre una buena lámpara de floración y una de gama baja no solo es la duración. Una buena bombilla de floración junto a un balastro electrónico capaz de exprimir su potencial puede mejorar la cosecha hasta un 10%.

Bombilla HPS Deluxe Sunmaster 600w

Tiene toda la fuerza entre los 500nm y 600nm del espectro para dar una floración y un engorde fuera de lo normal aunque también produce algo de luz a 400nm. Es una bombilla de floración de gama alta y tiene una duración cercana a los 4 cultivos con baja perdida de lúmenes. 90000lm de inicio.

Bombilla Sylvania GrowXpress 600w

Calidad media y 2000K de temperatura de color. Esta lámpara de la marca Sylvania se debe cambiar cada 3 cultivos pero da buenos resultados para la fase de floración. 90000lm de inicio.

Bombilla HPS Xtrasun 600w

Bombilla de floración barata con el espectro ajustado a 2100K para el periodo de floración. A pesar de ser muy barata tiene calidad suficiente para realizar un par de cultivos de marihuana en interior. Cuenta con 85.000lm de inicio por lo que no produce tanta cosecha como las bombillas de gama alta.

Bombilla mixta, crecimiento y floración.  

Suelen ser de sodio pero unas ligeras modificaciones en las proporciones de gas hacen que emitan un tono más blanco que permite mejorar el desarrollo vegetativo de plantas en crecimiento. A la vez el tono anaranjado propio del sodio sigue produciendo más pre flores y un engorde óptimo de la flor o el fruto.  Utilizar una lámpara para cada fase sigue siendo lo óptimo puesto que las bombillas mixtas deben destinar parte de su potencia al crecimiento y parte a la floración. Para el auto-cultivo en casa las lámparas mixtas son la mejor opción, reduces la inversión y es más sencillo no cambiar de bombilla a mitad del cultivo.

Bombilla Sunmaster Dual 600w.

Combina lo mejor de los dos espectros. Tiene fuerza en 400 a 550nm (crecimiento) y entre 550 y 700nm (Floración). Otorga 90000lm desde el primer momento y sus componentes de alta calidad permiten aguantar la bombilla más de 4 cultivos. Se aconseja utilizar balastros electrónicos para que su eficiencia sea máxima.

 

Bombilla Sylvania Grolux 600w.

Lámpara de gama media alta con 90000lm de inicio y una duración de 3 cultivos sin necesidad de cambiarla. Su espectro está diseñado para que cualquier vegetal pueda aprovechar su luz en el proceso de fotosíntesis. La bombilla de crecimiento y floración más vendida en el sector grow shop europeo.

 

Bombilla Solux Green Force 600w.

Aunque es una lámpara de cultivo de gama media y su duración máxima es de 3 cultivos es la bombilla que más lúmenes saca en inicio, 92000lm. Si buscas una lámpara para cultivar marihuana en interior un par de veces antes de renovar los equipos esta es tu bombilla. Par que Solux Green Force pueda desarrollar esos lúmenes extra necesita ser arrancada con un balastro electrónico de buena calidad.

 

Bombilla Vanguard Hortimax Agro 600w.

La bombilla para cultivo de marihuana más barata de nuestro catálogo. Entre las bombillas de crecimiento y floración Vanguard Hortilight destaca por su precio. Aunque tiene una baja durabilidad y 76000lm tiene suficiente calidad para realizar una cosecha decente.