Dedicamos muchísimas publicaciones en nuestro blog a muchas de las variedades de semillas, a sus bancos o ‘breeders’ como a la germinación de estas y todos sus procesos hasta ser una hermosa planta hecha y derecha, así como: conceptos básicos para el cultivo de interior, plantar o trasplantar en su nuevo entorno, técnicas de cultivo (como el SOG para mejorar su rendimiento), fertilización en crecimiento hasta terminar la floración, lavado de raíces y el resto de procesos hasta que llega el glorioso día de cortar la marihuana, de prepararla para su secado y más tarde, darle alguna utilidad para nuestro disfrute mediante alguna de sus múltiples posibilidades, más allá de aliñar un cigarro.

1 – MANICURADO CON TIJERAS TRAS CORTAR LA MARIHUANA

manicurado-tras-cortar-la-marihuana-tijeras-tecnocultivo

En nuestra sección de «corte y poda» todo lo necesario para el manicurado de la planta.

Conocemos el término de manicura cuando se trata de las uñas, en el caso de las plantas, suele referirse a la poda de hojas (no resinosas), a pocos días o tras cortar la marihuana, cuando aún está hidratada para que se concentre toda su energía en los deliciosos cogollos que en ella residen y que tan ansiadamente esperamos.

Podemos hacer uso de cualquier tijera preparada, o no, para la jardinería, aunque en Tecnocultivo, siempre recomendaremos con punta recta como las Leef Kleen y si prefieres con punta curva, las Bud Clean XC, para hacer el manicurado lo más profesional posible y evitar daños a nuestra pequeña plantita.

Aconsejamos para hacer el manicurado de la marihuana con tijeras, mantener la planta en la maceta, para así facilitar la tarea. Es muy sencillo, primero, tenemos que deshojar rama a rama. Una vez hemos quitado lo más gordo (hablamos solo de hojas), procedemos al apurado del cogollo, donde cortaremos «a ras» las hojas y las puntas de las hojas que sobresalgan del cogollo, sin tocarlo y sin introducir la tijera en el cogollo.

Para este proceso, también aconsejamos el uso de guantes de látex o limpiarnos las manos posteriormente con un jabón desengrasante como el jabón granulado Pro Kling. Una vez finalizado el proceso, cortaremos las ramas junto con los cogollos y solo debemos secar la marihuana de la forma que deseemos.

2 – MANICURADO CON PELADORAS TRAS CORTAR LA MARIHUANA

Tras-cortar-marihuana-peladoras-de-cogollos-tecnocultivo

Peladora de cogollos de marihuana Eco Trimmer

Hay un gran catálogo de peladoras de marihuana, manuales y automáticas para hacernos la vida un poquito más fácil y liviana, sea cuál sea la cantidad de cogollos que hayas obtenido tras cortar la marihuana, sin morir en el intento y con resultados como hecho a mano en muy poco tiempo.

El método de trabajo es bastante intuitivo ya que funciona como una batidora industrial solo que, habitualmente en peladoras como las Trimmer, las cuchillas succionan y deshojan, dejando limpios los cogollos para después almacenarlos en una bolsa con la que poder extraer hachís, hacer tinturas y muchos otros motivos por lo que una peladora profesional es indispensable.

Recomendamos los aparatos que mejor se adaptan al trabajo y a su bolsillo como la peladora manual tipo Spinpro que contiene las cuchillas más rápidas y duraderas del mercado, también puedes conseguir la versión automática de esta, o si buscas un acabado más profesional te sugerimos los todo terreno: Leaf Trimmer, Eco Trimmer o Multi Trimmer (M1001, M1002 y M1003) de Oruga Verde.

Para trabajar con peladoras de marihuana de mesa como la Leaf Trimmer, debemos cortar las ramas enteras, y pasarlas rozando la mesa y dando vueltas a la rama para que quede pelada por todos los lados de forma homogénea. Gracias al poder de succión de las hélices de la máquina, hará que las hojas se introduzcan a través de la rejilla de la mesa para ser cortadas por las cuchillas. Una vez tengamos bien apurada la rama, pasaremos a la siguiente y así sucesivamente. Es rápido, sencillo y limpio.

Para peladoras como tipo Spin Pro, debemos dejar los cogollos sueltos, sin ramas. Los introducimos dentro y conectamos la máquina, tras unas 8 o 10 vueltas pararemos y extraeremos los cogollos ya pelados. La cantidad de vueltas puede variar dependiendo de la cantidad de hojas de la variedad a pelar, por eso debemos controlar el funcionamiento siempre.

3 – SECADO TRAS CORTAR LA MARIHUANA

secado-cogollos-marihuana-tecnocultivo

Secado de cogollos de marihuana con secadora eléctrica

Una de las fases más importantes es el secado tras cortar la marihuana puesto que puedes perder todo el dinero y esfuerzo de varios meses en cuestión de horas.

El mejor ambiente para una planta recién cortada es un entorno sin luz, a su vez, debe ser fresco y seco, y aunque no mucha, necesita un mínimo de ventilación durante las dos o tres semanas de secado tras cortar la marihuana, según el clima de cada zona.

Tras manicurar las flores de la planta, se pueden tender las porras de cogollos como una prenda de ropa en una cuerda (acosejamos colgar por ramas o la planta entera) o utilizar algún método más sofisticado como redes circulares de secado que cuelgan de la misma manera del techo (en el caso de las mallas de secado, debemos separar los cogollos de las ramas antes de introducirlos en ella). También puedes ahorrarte todos esos días con un secador eléctrico como DryFast,  que reducirá ese tiempo en unas pocas horas, siendo una máquina perfecta para estancias o zonas húmedas donde el secado puede convertirse en un problema (pudiendo llegar a coger hongos).

Una forma fácil de comprobar si está lista la marihuana para su curado, es romper una rama, si cruge, es que ya esta lísta. No debemos sobrepasar el tiempo de secado, suele ser alrededor de 15 días, ya que debe mantener su punto de humedad óptimo.

Si quieres conocer más sobre este proceso, échale un vistazo nuestro artículo dedicado sólo a la mejor forma de secar marihuana.

4 – CURADO TRAS CORTAR LA MARIHUANA

curado-cogollos-marihuana-cajas-de-madera-tecnocultivo

En nuestra sección de secado y curado encuentra distintas cajas de madera para curar de la marihuana.

Si crees que ya está listo el arsenal, solo has de comprobarlo intentando romper una rama, en caso de doblarse todavía no estaría lista.

Si está a punto de caramelo, para el siguiente proceso solo necesitaremos una caja de cartón, pero aunque demos una solución accesible y asequible, siempre recomendaremos tratar con el mayor cuidado y con las mejores herramientas cada operación que hacemos en las distintas fases hasta, incluso, en el momento de ser consumido.

Nosotros aconsejamos una caja de madera para mejorar la calidad de la producción o algo más especializado como la caja de curado Ulia con tamiz (precio económico), aunque hay más y mejores recursos como la caja TC Box Cedro de 00box que además de potenciar su aroma y sabor, contiene una malla polinizadora donde posar los cogollos en el proceso de curado,  y a su vez, filtrar el polen sin permitir el paso a los restos vegetales justo debajo, así solo lo recoge un compartimiento o cajón para almacenar el hachís desprendido.

EL tiempo mínimo del curado, son alrededor de 2 meses, a partir de ahí, si hemos realizado el prceso correctamente, es cuando nuestra marihuana debe tener las mejores condiciones para ser consumida. Recordad que si la calidad de la marihuana obtenida no es de muy buena calidad tras el secado, con el proceso de curado puede mejorarse, no de forma exagerada, pero si un poco; y al revés, si no realizamos un buen curado de un buen producto, perderá calidad.

5 – TIPOS DE ENVASADOS PARA CONSERVAR LA MARIHUANA

Por fín hemos conseguido una buena cosecha manicurada, secada y curada tras cortar la marihuana, tan solo nos queda conservarla bien para los meses venideros y poder disfrutar de ella cuando nos plazca. Pero antes de despreocuparse hay un periodo inicial muy importante en sus primeros, entre cinco y diez días, en los que hay que abrir el envase y dejar que respiren los cogollos sobre una hora al día para que haga su última transformación y mejorar sus propiedades organolépticas (olor y sabor). Una vez pasado este periodo, tan solo habrá que preocuparse de si lo vamos a liar como un porro o con un blunt, quemarlo en un bong, vaporizar o realizar una extracción de hachís, resina o BHO para consumirlo.

5.1 – BOTES HERMÉTICOS PARA CONSERVAR TRAS CORTAR LA MARIHUANA

botes-hermeticos-envasar-cogollos-marihuana-tecnocultivo

Botes hermeticos para envasar cogollos de marihuana

No es nada nuevo, que al igual que las frutas, las legumbres o las especias, cualquier fruto ha de estar a buen recaudo para que no se deteriore con el paso de los días; y para esta función lo que mejor nos puede venir es un bote de cristal o plástico al vacio.

En principio, serviría uno de cocina con la típica tapa de rosca, pero es demasiado importante que el bote tenga cierre hermético, así como las TightVac, ya que aunque sin él pudiera aguantar un tiempo, nunca resistirá y tendrá la misma duración que una marihuana bien cerrada y sin posible acceso de aire.

5.2 – BOLSAS AL VACÍO PARA CONSERVAR LA MARIHUANA

bolsas-envasado-vacio-cogollos-marihuana-tecnocultivo

Bolsas para envasado al vacio de cogollos de marihuana

Con la misma tecnología que utilizan para conservar la carne que compramos en los supermercados, hay en el mercado un pequeño aspirador de aire para envasar al vacío el producto en casa, llamado VacuMax, que con sus especializadas bolsas de plástico disponibles en varias dimensiones, podrás conservar todos tus cogollos de forma longeva sin desperdiciar nada de nada.

5.3 – CRIÓNICA O CONGELACIÓN PARA CONSERVAR LA MARIHUANA

congelar-marihuanaComo último recurso para alargar un poco más la vida de nuestra querida producción, podemos conservar la marihuana en el congelador de nuestro frigorífico, siempre que ya esté envasada en bolsas al vacío o botes herméticos para que la humedad no dañe sus propiedades; y así cuando queramos descongelarla, se encuentre como cuando decidimos conservarla en esas condiciones.

SABEMOS CONSERVARLA TRAS CORTAR LA MARIHUANA
Estos son los puntos que recomendamos seguir, siempre equipado con las herramientas más logradas para cada ocasión, evitando siempre el calor y el contacto con el sol, de esta forma será muy complicado que tu planta no recompense todo el esfuerzo, tiempo, dinero e ilusiones que has invertido en todo su proceso como buen cultivador que ha tenido tanta paciencia, cuidando el último detalle tras cortar la marihuana de su hábitat.

 

Artículo escrito por: J. Vega