La mala prensa de la marihuana en España, hace que mucha gente biempensante se pregunte por qué algunas personas han caído en lo que ellos consideran un vicio o una drogadicción.

De la misma forma, algunos consumidores esporádicos o habituales, ya no recuerdan cuándo ni por qué motivo se introdujeron en el mundo del cannabis, ni saben por qué continúan consumiendo.

La verdad es que las causas de fumar marihuana son muy variadas, y la mayor parte de las veces, el consumo responde a más de una de ellas.

Cuándo se suele empezar a probar la marihuana

Evidentemente, se puede comenzar a fumar marihuana en todas las etapas de la vida. Sin embargo, los estudios realizados por el Ministerio de Sanidad de España, indican que existen tres etapas prevalentes:

  1. La adolescencia (aunque en entornos sociales conflictivos se adelanta a la preadolescencia).
  2. La juventud temprana (entre los 20 y los 25 años de edad)
  3. Última etapa de la edad madura (a partir de los 50 años, con fines analgésicos o terapéuticos).

Estos estudios indican que la posibilidad de desarrollar la adicción aumenta cuánto más baja es la edad de iniciación en el consumo. No obstante, existen abundantes casos de personas que no la desarrollan, y que mantienen un consumo continuado desde la adolescencia con un patrón esporádico. Es decir, no consumen marihuana a diario.

Causas comunes del consumo de marihuana

Quizá la pregunta correcta no sea qué causa el consumo de marihuana, sino cuáles son las causas del consumo de la marihuana. Porque la causa del inicio en el consumo, no tiene por qué coincidir con la que provoca que el usuario termine fumando maría de forma habitual.

La principal causa del inicio en el consumo es el entorno: moverse en ambientes de fumadores de marihuana acentúa el afán de imitación, es visto como una forma de integrarse en los grupos, se siente curiosidad por probar algo nuevo y los alegres efectos de los ‘subidones’ invitan a repetir la experiencia.

Una vez iniciados en el hábito, se continúa fumando por una (o varias) de las siguientes razones:

  1. Por sus efectos relajantes.
  2. Con fines recreativos, debido a su acción psicoactiva.
  3. Alivio del dolor y tratamiento de algunas enfermedades.
  4. Porque se ha desarrollado una adicción.

El último punto es fácil de comprobar: cualquier persona que tenga dificultades para no consumir marihuana durante 24 horas, debe sospechar que sufre adicción.

La marihuana y la potenciación de la creatividad

La potenciación de la creatividad es una causa que aducen muchos escritores, músicos y artistas para justificar el consumo de marihuana.

Esto puede ser muy cierto, siempre y cuando la dosificación sea moderada, ya que las fumadas demasiado extensivas terminan produciendo efectos incompatibles con el uso de teclados, bolígrafos, pinceles e instrumentos musicales.

Tras esta reflexión acerca de las causas y efectos de la marihuana, te proponemos un ejercicio mental, siempre que consumas marihuana habitualmente o de forma esporádica:

¿Alguna vez te has preguntado cuál fue la causa inicial y real de que empezaras a fumarla? ¿Por qué continúas consumiendo?

Reflexiona a fondo sobre el tema y haz que afloren tus recuerdos, porque es muy posible que te lleves una sorpresa con la conclusión final de la reflexión.