Empezaré haciendo una breve apreciación sobre cómo han germinado durante siglos las semillas de marihuana en plena naturaleza, puesto que creo que es importante saber cómo se desarrollan sin ningún tipo de control manual por parte del hombre, así entenderemos mejor su funcionamiento, desarrollo y veremos lo fácil que es germinar semillas de marihuana en condiciones controladas.

Desde hace siglos, las semillas de marihuana al natural se han desarrollado por decirlo de alguna manera, en un terreno hostil, quiero decir, sin ningún tipo de control o comodidad, simplemente cayendo al suelo y posándose sobre lo que en él había (restos de hojas muertas, ramas y de normal en terrenos arcillosos o con poca esponjosidad), sin poder asegurar una humedad y temperatura idónea para que la semilla pueda abrir, sin ninguna comodidad en el medio de cultivo como las que utilizamos hoy en día, lo que dificulta aún más su germinación y enraizado en plena naturaleza. Aun así nos han dado una lección de aclimatación y de supervivencia en estado puro.

Condiciones básicas para germinar semillas de marihuana

 

El poder de germinación de una semilla suele rondar los 3 años incluso 4, pero a medida que va pasando el tiempo desde el día 1, esta pierde  fuerza de germinación, con lo cual deberemos tratarla con más mimos para conseguir que germine en condiciones. La semilla una vez la ponemos a germinar puede tardar de 2 a 15 días una vez adquieren la temperatura y humedad suficiente, así que pueden estar en plena naturaleza determinado tiempo esperando las condiciones óptimas para poder germinar. A partir de ahí el poder genético es el que entra en juego, haciendo que solo las semillas más fuertes y mejor formadas germinen con fuerza y puedan desarrollarse como una planta fuerte vigorosa y poder tener así una descendencia asegurada.

Condiciones básicas para germinar semillas de marihuana (calidad de sustrato, agua, temperatura y humedad)

Calidad sustrato: Debemos  utilizar un medio de calidad (sustrato, lana de roca, coco, etc..) adquirido bien en nuestro grow shop de confianza o en centros de jardinería especializados (nunca reutilizados), evitando comprar sustratos no específicos para marihuana, como sustrato para geranios, cactus, etc… o cualquier otro medio en tiendas de todo a cien por la dudosa procedencia del mismo, que fácilmente puede venir infectado lo cual provocaría que empezáramos nuestro cultivo con muy mal pie. Recomiendo para germinar, utilizar un sustrato o medio de cultivo sin abonar o con un pre-abonado muy suave, puesto que los primeros días no va a necesitar grandes cantidades de alimento.

Calidad agua: Debemos utilizar agua de la mayor calidad posible, evitando en medida de lo posible, el agua de grifo. Utilizaremos agua embotellada de baja mineralización (agua mineral de compra), agua destilada, agua de lluvia o agua filtrada por osmosis. Trabajaremos con un pH de entre 6 y 7 donde 6,5 sería el ideal y una EC mínima de 0,2 y máxima de 0,4.

Temperatura y humedad: tenemos que tener controlada la temperatura del agua de riego que vamos a utilizar y la temperatura ambiente donde vamos a germinar sea cual sea el método que usemos, por ello recomendamos utilizar siempre un pequeño invernadero o propagador. Esto ayudará muchísimo a mantener estas condiciones óptimas de forma sencilla. El agua que utilicemos tiene que estar entre 20 y 25 grados, ya que con menos de 20 grados frena el desarrollo de la semilla y más de 25 nos dará problemas para que germine en condiciones.

02-temperatura-humedad-tecnocultivo

En cuanto a la humedad debemos de mantener una humedad relativa de entre el 80% al 90%  hasta que el pequeño plantel asome, nunca debemos dejar que la primera capa del medio de cultivo utilizado se seque ya que nos traería problemas serios para que finalmente pueda germinar y tampoco tenemos que mantener el medio de germinación empapado porque pudriría nuestra semilla.

Una vez tengamos estos datos en cuenta nos podemos poner a germinar nuestras semillas

Diferentes tipos y medios de germinación de semillas de marihuana

 

tipos-de-sustratos-marihuana

 

  1. Germinación en mezcla de turbas (sustrato)
  2. Germinación en jiffys (turba o coco prensado)
  3. Germinación en lana de roca
  4. Germinación en servilletas
  5. Germinación en agua
  6. Germinación en fibra de coco
  7. Germinación en perlita y vermiculita
  8. Germinación plugs de turba (Root Riot)
  9. Germinación en germinador pro
  10. Germinador en Xseed

Tipos de germinación de semillas de marihuana

1-Germinacion en mezcla de turbas (sustrato)

germinar semillas de marihuana en tierra

Es el método de germinación más natural por ser muy parecido a como germinan en la naturaleza. El porcentaje de germinación es del 80% aproximado.

Paso 1: preparamos el sustrato y rellenamos la maceta donde nos dispondremos a germinar.

Paso 2: prensamos levemente el sustrato ya una vez rellenada la maceta elegida.

Paso 3: antes de introducir la semilla en la maceta, regaremos hasta punto de saturación sin poner todavía la semilla, dado que la podríamos perder al regar el sustrato.

Paso 4: hacemos un pequeño hueco en el sustrato con el dedo menique no más de 1 cm e introducimos la semilla tumbada, cubrimos la semilla con el mismo sustrato y regamos solo con un par de gotas para asegurarnos que la semilla se ha hidratado correctamente.

Paso 5: por ultimo tenemos que intentar que el sustrato no se reseque, sobretodo la primera capa donde tenemos la semilla puesta y muy importante, se que es difícil pero tenemos que tener paciencia y no rebuscar la semilla en el sustrato por que podríamos dañarla.

 

2-Germinacion en jiffys (turba o coco prensado)

germinar semillas de marihuana en jiffy

Método de germinación  utilizado por principiantes y expertos sobre todo por ser muy práctico y cómodo. Porcentaje de germinación del 80%.

Paso 1: preparamos una bandeja o plato y la inundamos con agua de calidad a un pH de 6,5.

Paso 2: dejamos caer los jiffys en la bandeja o plato, esperamos hasta que absorban el agua y se hinchen por completo.

Paso 3: escurrimos el exceso de agua presionando levemente la parte superior y la parte inferior del jiffy con las dos manos a la vez.

Paso 4: hacemos un pequeño agujero de medio centímetro y ponemos la semilla tumbada, la cubrimos y aplicamos un par de gotas de agua para asegurarnos que la semilla se hidrata en condiciones.

Paso 5: igual que el paso 5 de germinación en turba, debemos intentar que no se reseque el jiffy y sobretodo no rebuscar la semilla, tener paciencia es importante.

Paso 6: una vez la semilla haya germinado y vallamos a trasplantarla, recomiendo cortar con cuidado la base de la malla del jiffy, para evitar una posible obstrucción de la raíz.

3-Germinacion en lana de roca.

germinacion de semillas de marihuana en lana de roca

Método poco utilizado por ser un poco difícil conseguir altos porcentajes de germinación en este medio . Funciona mejor y es más recomendable para hacer esquejes.

Paso 1: para trabajar con lana de roca primero tenemos que lavarla, preparamos un cubo con agua de calidad y reducimos el pH hasta 5,5.

Paso 2: escurrimos el agua sobrante de la misma manera que los jiffys.

Paso 3: hacemos un agujero de medio centímetro y colocamos la semilla tumbada, la cubrimos con cuidado y aplicamos un par de gotas de agua para asegurarnos que se hidrata correctamente.

Paso 4: repetimos el paso 5 de germinación en turba, intentar que no se reseque la lana de roca y no rebuscar la semilla.

4-Germinacion en servilletas

germinar semillas de marihuana en tuppers y servilletas

Es el método de germinación más recomendado por los bancos de semillas. Por asegurarnos con este método de que la semilla se hidrata correctamente. Tasa de germinación del 90%. Se puede utilizar como paso previo antes de introducir las semillas tanto en turba como en otro método de germinado.

Paso 1: preparamos una fiambrera (tupperware) con tapa y papel de cocina sin aromas ni productos químicos de limpieza.

Paso 2: cubrimos la base de la fiambrera con un par de servilletas, las empapamos con agua de calidad a la que hemos añadido unas gotas de agua oxigenada y escurrimos el agua sobrante presionando con los dedos toda la superficie de la servilleta.

Paso 3: colocamos las semillas separadas por un par de centímetros, aplicamos un par de gotas de agua por semilla, tapamos la fiambrera y la dejamos en un sitio a oscuras con una temperatura y humedad equilibradas osease un sitio fresco y seco.

Paso 4: cada 2 o 3 días recomiendo cambiar las servilletas para asegurarnos que no vamos a tener ningún problema de moho.

Paso 5: una vez veamos que asoma la raicilla, ya podemos trasplantarla en el medio de cultivo que más nos guste de todos los que he comentado, ya sea en sustrato directo, en jiffy, etc.

5-Germinacion en agua

germinar semillas en una botella de agua

Método de germinación muy efectivo por asegurarnos una correcta hidratación de la semilla. Se suele utilizar como paso previo antes de introducir las semillas tanto en turba como en cualquier otro método de germinado. Tasa del 90% de germinación.

Paso 1: preparamos un vaso bien limpio, lo llenamos con agua de calidad y añadimos varias gotas de agua oxigenada, esto ayudara a que la semilla se hidrate internamente más rápido y aparte nos ayuda a mantener el agua en óptimas condiciones y libre de patógenos.

Paso 2: añadimos las semillas al vaso de agua y lo guardamos en un lugar oscuro, fresco y seco.

Paso 3: a partir de las primeras 24h debemos de empezar a apreciar como las semillas empiezan a abrirse, este es el momento de sacarlas del vaso y trasplantarlas en el medio de cultivo que más nos guste, si pasadas 48h vemos que aún quedan semillas por abrirse, debemos cambiar el agua y volver a repetir los pasos 1 y 2 de germinación en agua.

Paso 4: si pasadas 72 horas vemos que no han abierto las semillas, las sacaremos del vaso de agua y utilizaremos el método de germinación en servilleta, así evitaremos tener problemas por exceso de hidratación.

 

6-Germinacion en fibra de coco

como germinar semillas de marihuana en fibra de coco

Método de germinación muy utilizado para cultivos en coco, pero también para mezcla de turbas. Muy efectivo por la capacidad de oxigenación del coco el cual ayuda al desarrollo de las raíces. Porcentaje de germinación del 90%.

Paso 1: primero prepararemos la fibra de coco trabajándolo bien con las manos para que no quede ningún tipo de compactación, una vez tengamos la fibra bien preparada, podemos rellenar la maceta que vallamos a utilizar para la germinación.

Paso 2: antes de poner las semillas a germinar debemos de hidratar bien la fibra de coco con agua de calidad, ya que tardara un poco en poder retener humedad en condiciones.

Paso 3: una vez el coco está correctamente hidratado, podemos hacer el agujero donde colocaremos la semilla, recordad no más de 1 centímetro de profundidad y siempre tumbada.

Paso 4: por último, cubriremos la semilla y aplicaremos un par de gotas de agua asegurándonos que está bien hidratada, después de estos pasos solo queda mantener las condiciones de humedad y temperatura que he comentado al principio, evitando siempre que las primeras capas del coco se resequen.

7-Germinacion en perlita y vermiculita

Método recomendado para cultivadores expertos, sobre todo por ser difícil mantener la humedad en el medio sin que se reseque. Por otra  parte ayuda al desarrollo de la raíz al ser un medio muy oxigenado. Tasa de germinación del 90%.

Paso 1: prepararemos una mezcla de 50% de perlita y 50% de vermiculita, tener en cuenta que esta mezcla solo la utilizaremos para germinar, una vez asomen los cotiledones deberemos de trasplantar al medio de cultivo que más nos guste, ya sea en mezcla de turbas, coco, etc… Recomiendo utilizar para este método macetas pequeñas de 6x6x9.

Paso 2: antes de introducir la semilla, debemos de hidratar bien este medio de cultivo así que recomiendo regar hasta punto de saturación y asegurarnos continuamente de que no se reseque.

Paso 3: una vez tengamos el medio bien hidratado introducimos la semilla no más de un centímetro de profundidad y asegurándonos de que queda bien colocada entre la perlita y la vermiculita, sin que se pierda por el interior, también tenemos que tener mucho cuidado al regar por el  mismo motivo que acabo de mencionar.

8-Germinacion en plugs de turba

Uno de los medios de germinación más efectivos del mercado, por tener una estructura muy esponjosa, oxigenada y retener muy bien la humedad. Tasa de germinación del 90%.

Paso 1: prepararemos una bandeja o plato con agua a PH 5,5 e introduciremos los plugs hasta que queden empapados.

Paso 2: seguidamente escurriremos el agua sobrante presionando levemente con las manos la parte superior y la parte inferior de los plugs.

Paso 3: introduciremos la semilla tumbada y aplicaremos un par de gotas de agua para asegurarnos de que se hidrata correctamente.

Paso 4: mantendremos la temperatura, la humedad y la hidratación del plug lo más constante posible con un propagador como también he comentado al comienzo del artículo.

 

9-Germinacion en germinador pro

germinador para semillas de marihuana

Uno de los sistemas más prácticos del mercado por incluir un termómetro, agua oxigenada el propio envase que nos sirve para mantenerlas a oscuras. Tasa de germinación del 95%.

Uno de los medios de germinación más efectivos. Es un método bastante sencillo de utilizar puesto que nos vienen todos los pasos marcados en el mismo producto.

Paso 1: añade 15 ml de agua entre los 2 algodones.

Paso 2: coloca las semillas sobre una parte del algodón y cúbrelo con la otra parte de algodón que nos queda.

Paso 3: añade H2O2 (agua oxigenada) y cierra la tapa.

Paso 4: introduce la placa de Petri dentro de la caja de cartón que hará el papel de zona oscura, y con el sistema que tiene de control de temperatura podremos saber en todo momento a que temperatura estas nuestras semillitas.

Paso 5: pégale un vistazo cada 12 horas y mantén la temperatura entre 22 y 24 grados.

10-Germinando en Xseed

germinar semillas de marihuana con xseed bac

Uno de los medios para la ayuda al germinado más efectivos que hay en el mercado os lo recomiendo. Tasa de germinación casi del 100%. Si con este método la semilla no germina, es casi seguro que ya no pueda germinar.

Producto 100%100 orgánico derivado de plantas, ayuda al enraizado, a la germinación y a las primeras etapas de crecimiento. Prevención contra patógenos.

Paso 1: abrimos la cajita de Xseed e introducimos las semillas que vallamos a germinar, en el xseed de 10ml caben 20 semillas como máximo y 200 semillas en el xseeds de 100ml.

Paso 2: mantener las semillas dentro del xseed 60 minutos. No mantenerlas más tiempo del recomendado, podría ser contraproducente.

Paso 3: una vez hayan pasado los 60 minutos ya podemos introducir las semillas en el medio de germinación que más nos guste.

Y para terminar, siempre tenemos que tener en cuenta que las semillas son organismos vivos, lo que quiere decir que tienen vida, por lo tanto no podemos controlar el resultado de la germinación al 100% y deberemos de prevenir un posible fallo del 10% de las semillas que vallamos a poner a germinar, sea cual sea el método utilizado. Por esto recomiendo siempre plantar un par más de semillas de las que tengamos pensado utilizar para prevenir este posible fallo y no tener huecos en nuestra sala de cultivo que no vamos a sacar partido.

Visita la sección de medios de cultivo de nuestro grow shop online y encuentra todo lo que necesitas para tu cultivo.

Gracias por vuestra atención de parte del equipo de Tecnocultivo.

Un saludo y buenos humos.

Artículo escrito por Green Garcia.